Sojouner Truth

¿Acaso yo no soy una mujer? Sojouner Truth

La lucha por la ampliación de los derechos de las mujeres no ha cesado desde que la mujer fue relegada a una categoría de segunda.

Las mujeres hemos visto como nuestros derechos y contribuciones han sido desvalorizadas desde el comienzo del sistema patriarcal.

Patriarcal significa, según la RAE:

1. Adj. Perteneciente o relativo al patriarca y a su autoridad y gobierno.

2. Adj. Dicho de un poder ejercido autoritariamente bajo una apariencia paternalista.

El sistema patriarcal, sumado al capitalismo, ha permitido que el poder y la riqueza pertenezca solo a unas élites patriarcales, es decir, a unos pocos patriarcas.

Etimología de la palabra patriarca: «Se refiere al nombre dado a algunos personajes bíblicos que fueron los primeros jefes de familia».

VARIAS FORMAS DE DESIGUALDAD

La situación, sin embargo, no es la misma para una mujer blanca profesional que vive en Nueva York y trabaja como manager en una consultoría multinacional que para una mujer campesina afrodescendiente que vive en una zona de explotación minera en Colombia.

A pesar de que ambas mujeres viven en un sistema patriarcal y cuentan con desventajas en relación a los hombres que están en una situación similar a ellas las realidades, injusticias y desigualdades que cada una afronta son también diferentes en forma e intensidad.

La primera encontrará en su vida ciertas barreras por el hecho de ser mujer pero la segunda también se encontrará con otras barreras por el hecho de ser negra, vivir en una zona rural, en un contexto de violencia y en un país atravesado por las dinámicas coloniales que aún hoy siguen presentes en forma de megaproyectos económicos de extracción de minerales y recursos.

SOJOURNER TRUTH

Hoy recordamos el discurso de Sojourner Truth que en mayo de 1851 en la Convención de los Derechos de la Mujer en Akron (Ohio).

«Bueno hijos, cuando hay mucho alboroto es porque algo está pasando. Creo que tanto los negros del Sur como las mujeres del Norte están todos hablando de derechos y a los hombres blancos no les queda más que ceder muy pronto. Pero, ¿De qué se trata lo que estamos hablando aquí?

Los caballeros dicen que las mujeres necesitan ayuda para subir a las carretas y para pasar sobre los huecos en la calle y que deben tener el mejor puesto en todas partes. ¡Pero a mi nadie nunca me ha ayudado a subir a las carretas o a saltar charcos de lodo o me han dado el mejor puesto! ¿Acaso no soy una mujer?

He arado y sembrado, y trabajado en los establos y ningún hombre lo hizo nunca mejor que yo. ¿Acaso no soy una mujer? Puedo trabajar y comer tanto como un hombre, si es que consigo alimento, y puedo aguantar el látigo también. ¿Acaso no soy una mujer? Parí trece hijos y vi como todos fueron vendidos como esclavos, cuando lloré junto a las penas de mi madre nadie, excepto Jesús Cristo, me escuchó ¿Acaso no soy yo una mujer?

Entonces me preguntan ¿Qué es lo que tiene en la cabeza? ¿Qué significa esto? (Un miembro de la audiencia sugiere intelecto) -¡Exacto! ¿Qué tiene a que ver todo esto con los derechos de las mujeres y de las personas negras?

Si mi cántaro solo puede contener una pinta y el de ustedes cuarto, ¿No sería muy egoísta de parte de ustedes no dejarme tener mi pequeña mitad llena?

Entonces el pequeño hombre vestido de negro dice que las mujeres no pueden tener tantos derechos como los hombres porque Cristo no era una mujer ¿De dónde vino Cristo? ¿De dónde vino Cristo? ¡De dios y de una mujer! ¡El hombre no tuvo nada que ver con EL! Gracias por haberme escuchado».

En Estados Unidos las mujeres blancas consiguieron votar en 1920 y las negras no lo pudieron hacer hasta 1967.

El verdadero nombre de Sojourner Truth es Isabella Baumfree. Nació en Nueva York (EEUU) en un estado esclavista. Fue vendida en varias ocasiones. En 1826 escapó de su amo y huyó a Canadá con una de sus hijas, que aún no había sido subastada. Cuando en su ciudad natal se declaró la abolición de la esclavitud en 1827, regresó a por otro de sus pequeños, que había sido comprado ilegalmente.

Es así como se convirtió en la primera mujer negra en EEUU que ganó un pleito a un hombre blanco. A partir de entonces, dedicó su vida a ser oradora del movimiento abolicionista y del movimiento por los derechos de la mujer en el país.

Published by

Irene Piedrabuena Merino

Estudié Periodismo y Comunicación Audiovisual con el objetivo de visibilizar aquellas historias y biografías de personas valientes que trabajan por un mundo igualitario y con justicia social. Después de trabajar durante siete años en el sector público y privado decidí iniciar un viaje hacia Colombia donde aprendí y me formé en procesos de paz, empoderamiento femenino y construcción comunitaria. Estaba dando clases de prevención de la violencia en un colegio ubicado en una vereda de Guayatá, Boyacá y comencé a imaginarme un mundo más justo y solidario, igualitario, sostenible y lleno de cuidados. Pensé en la palabra Pachamama y jugué con ella hasta dar con Mamachama. Mamachama representa para mí ese mundo hacia el que tantas personas caminamos y la herramienta que tengo para construirlo, poco a poco.

One thought on “¿Acaso yo no soy una mujer? Sojouner Truth

  1. Ain’t I a Woman? Su discurso de 1851 es considerado un hito en la lucha por los derechos de las mujeres y de la comunidad afroamericana.
    Me encanta

Deja un comentario